No hay mejor respuesta, que la que transmite amor.

Cuando una marca crea un spot publicitario, éste puede ser buen recibido y tener un éxito increíble o bien pasar desapercibido. La cuestión es cuándo una empresa pasa a ser criticada por alguna de las acciones que lleva a cabo. 

Hoy en día, cualquier comentario en las redes sociales es propagado a velocidades desmesuradas. ¿Qué se debe hacer cuándo esto ocurre? Esta pregunta se la hacen a diario muchas de las empresas que son objeto de burla o de critica. Sin embargo, hoy vengo a hablaros de estas situaciones de crisis con lo que a mi juicio, es un ejemplo perfecto.

Honey Maid, la compañía de galletas de Graham lanzó un spot publicitario titulado ‘This is wholesome’La campaña, realizada por la agencia de publicidad Droga 5, contaba historias reales de distintos tipos de familias de diferentes condiciones sexuales y razas.   

Para gustos los colores, de eso no cabe duda. Sin embargo este spot publicitario desató muchas criticas homofobas y racistas.

Desde Honey Maid decidieron actuar y transformar esta “crisis” en lo que ha sido su mayor oportunidad. No solo decidieron contestar a todos los comentarios negativos que recibieron, si no que lo hicieron de una de las formas mas creativas que se han visto en los últimos tiempos.

iUAyxSJ

Dos creativas imprimieron todos estos mensajes de intolerancia y homofobia, los enrollaron en pequeños tubitos y dieron forma a una palabra cuyo significado es mucho mayor que cualquier critica: Love.

honey-maid-gay-commercial-love

Una palabra que no solo refleja la respuesta que busca dar a todas estas criticas, si no que además refleja lo que la marca desea transmitir a todos sus consumidores: Amor. Un sentimiento que no cambia por muy diferentes que seamos.

Al igual que el primer spot, este segundo ha tenido una gran repercusión en Youtube y Twitter. Esta vez, mucho más positiva que la anterior. Sin duda una respuesta tan valiente cómo diferente que ha sabido transformar todo el odio en amor. 

Cuando una empresa es objeto de critica tiene dos opciones: actuar o inhibirse hasta que las criticas pierdan fuerza. Sin embargo la opción de ignorar la cuestión es la peor de las alternativas. No solo por el hecho de que perdemos la oportunidad de influir en su desarrollo, si no que si actuamos sobre ellas, podremos llevar a cabo una campaña de branding y de refuerzo de marca que nos haga ser proactivos ante el problema en sí.

La gestión de las crisis en los medios sociales es un hecho que muchas marcas tienen presente día a día. Es por ello que no solo deben tener un plan de crisis para actuar, si no que, a mi modo de parecer, no les vendría nada mal meterle un poco de creatividad cómo los de Honey Maid muy bien han sabido hacer.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may use these HTML tags and attributes:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>