Para hablar de superación primero tendremos que hablar de tu zona de confort

Para encontrar la mejor versión de nosotros mismos debemos pasar por situaciones por las que nunca antes hemos pasado, debemos probar coasas nuevas, esforzarnos, superarnos… ¿Superarnos?

En este post vamos a ver como podemos convertir la superación en algo más que palabras, y para ello primero debemos hablar de la zona de confort.

Podemos definir la zona de confort como un espacio o estado mental en el que nuestras actividades y comportamientos se encuentran dentro de una rutina que minimiza nuestro estrés y nos proporciona la seguridad necesaria para sentirnos cómodos con todo lo que hacemos.

¿Entonces por qué la gente se empeña en salir de la zona de confort? ¿Por qué hacer cosas que nos hagan correr riesgos? Porque es ahí precisamente dónde sucede la magia.

Cuando no nos esforzamos por probar cosas nuevas a pesar de lo inseguras o incómodas que puedan parecer no hacemos más que limitar las oportunidades de hacer cosas que jamás habríamos imaginado.

No hay mejor ejemplo que el deporte, cómo a pesar del dolor luchamos por alcanzar nuestras metas y lograr los objetivos que nos conducen al éxito. Lo mismo puede pasar con nuestra vida profesional y personal.

Hasta que no nos atrevemos a probar cosas nuevas no podemos descubrir de lo que en realidad somos capaces. Para ello lo primero que debemos hacer es confiar en nosotros mismos, atrévernos con cosas nuevas, quizás realizarlas paso a paso, pero sobre todo no desistir en el intento.

No hay nada en este mundo imposible de realizar, ya sabéis lo que dicen:

“Si dejas salir tus miedos, tendrás más espacio para vivir tus sueños”

La mayoría de las personas dicen que salir de la zona de confort es una de las cosas más dificiles de esta vida, pero ly ya por experiencia propia, también es una de las mejores cosas que podemos hacer.

Es como probar los deportes de riesgo o viajar al extranjero, hasta que no nos decidimos por dejarlo todo y arriesgar a cruzar esa linea que nos saca de nuestra zona de confort no nos damos cuenta de lo mucho que podemos llegar a aprender y crecer personal y profesionalmente.

Por tanto, podemos concluir con que la zona de confort es un reto. Es una oportunidad que nos permite ir más allá de nuestros limites.

Porque la superación y los verdaderos logros comienzan dónde termina la zona de confort. O al menos eso dicen.. 😉

“Life begins at the end of the comfort zone”

¿Qué opináis vosotros?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may use these HTML tags and attributes:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>